El pasado 16 de mayo se celebró en el Seminario Diocesano una ponencia sobre el Beato Manuel Lozano Garrido “Lolo”, centrándose en su labor como Ministro Extraordinario de la Comunión durante la contienda civil.

Fue impartida por el Postulador de la Causa de Canonización, Mons. Rafael Higueras Álamo, y en la misma se hizo un detallado repaso por la vida del Beato linarense, a través de fotografías y de los objetos-reliquias que fueron clave en su vida como cristiano, periodista, miembro de Acción Católica, inválido, ciego… pero a pesar de todo feliz en su “digna pobreza”.

Se mostró la bella cajita donde repartía la Sagrada Comunión a los presos de la cárcel de Linares, la falsilla en la que escribió sus últimos renglones y el crucifijo que abrazó en el momento de partir hacia la Casa del Padre, en ese dies natalis del 3 de noviembre de 1971.

A la ponencia acudieron, Ministros Extraordinarios de la Comunión, Visitadores de enfermos y Religiosas de los dos arciprestazgos de la ciudad de Jaén. Para los visitadores, Mons. Higueras no sólo explicó la alegría contagiosa que tuvo “Lolo” en los padecimientos físicos que le impidieron llevar una vida normal, sino que se refirió a las palabras del Papa Francisco en su reciente visita a Fátima, describiendo a los enfermos como “un tesoro valioso de la Iglesia. ¡Y que mayor tesoro para la Diócesis de Jaén, y para tantos países del mundo donde es venerada la figura del Beato Lolo! Él tuvo siempre como centro de su vida a Jesús, que es Camino, Verdad y Vida.

Beato “Lolo” enseña a Ministros, Visitadores y fieles diocesanos a amar a Cristo como tú lo hiciste, porque como reza aquella canción de Ain Karem, “el amor no dice basta”.

Ver álbum en Google photos

Audio y diapositivas de la conferencia

 

Compartir:
Accesibilidad